FUNDAZUCAR fomenta la Responsabilidad Social Empresarial en el sector azucarero
Fundazucar fue creada en 1998 por iniciativa de los ingenios azucareros del país, tuvo como primeros retos responder a una necesidad de crear una cultura de Responsabilidad Social Empresarial (RSE) en la cadena de valor del sector azucarero y erradicar el trabajo infantil en el cultivo y cosecha de caña de azúcar. Desde entonces, la labor de la Fundación ha abarcado distintas áreas a fin de cumplir con su razón de ser. Por aquellos años se empezaron a crear círculos de alfabetización en los municipios en donde se cultivaba caña de azúcar, además se impartían charlas de sensibilización a productores de caña y padres de familia sobre las consecuencias y el marco legal del trabajo infantil, asimismo, también se brindaba refuerzo escolar para las personas menores de 18 años; todo ello con el objetivo de erradicar el trabajo infantil en la consecha de caña de azúcar y en actividades durante el proceso de cultivo que por ley sean prohibidas. Estos programas contribuyeron a consolidar una “Política de Cero Tolerancia al Trabajo Infantil”, la cual se implementa con éxito en la actualidad y ha logrado una disminución del 93% de trabajo infantil en el sector azucarero[1]. Sin embargo, con el tiempo, FUNDAZUCAR evolucionó y se convirtió en el brazo estratégico de la agroindustria azucarera de El Salvador en temas de sostenibilidad. Esta evolución se observa reflejada en el Manual de Buenas Prácticas Agrícolas elaborado por el sector azucarero bajo el liderazgo de FUNDAZUCAR, el cual fue publicado en el 2015. El manual de buenas prácticas agrícolas para el cultivo de caña de azúcar explica las buenas prácticas agrícolas que el productor de caña de azúcar debe implementar en su cultivo de caña, fomentando de esta forma la responsabilidad social empresarial en cada agricultor de caña de azúcar, además de promover al mismo tiempo el bienestar social y ambiental de las comunidades rurales azucareras. Para impulsar la implementación del manual de buenas prácticas FUNDAZUCAR realiza una labor de formación y sensibilización a través de la “Capacitación en Buenas Prácticas agrícolas para el cultivo de caña de azúcar”. Esta capacitación tiene una duración de 30 horas teórico prácticas y contempla temas como: salud y seguridad ocupacional, diálogo social, conservación de suelo y agua, aplicaciones aéreas, cosecha en verde, entre otros. De esa forma, el manual de buenas prácticas, ha permitido trabajar conjuntamente con todos los actores que conforman el sector azucarero, con el fin de lograr una agricultura sostenible del cultivo de caña de azúcar.
[1] De acuerdo con datos del censo matricular 2015 del Ministerio de Educación